Protestas_todo_mundo Foto. “¿Para quiénes estáis salvando el capitalismo? Los ricos y los poderosos”.

Por: Nelson Fajardo

Anticrisis contra especulación financiera
El Grupo de los 20, más conocido como el G-20, es un espacio de tertulia y reuniones entre los países más desarrollados del mundo, que no posee ningún carácter normativo e imperativo decisorio. Sin embargo, dicho espacio aparenta una relativa fuerza por medio de sus acciones de tipo consultivo; que hacen del G-20 una congregación en apariencia más democrática que el G-8; este último en proceso de decadencia.

Dicho espacio esta conformado por Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, Alemania, Francia, Italia, Rusia, Corea del Sur, China, Japón, India, Indonesia, Australia, Turquía, Arabia Saudí, Sudáfrica, México, Argentina, Brasil y la Unión Europea. Esta composición desarrollo su última cumbre el pasado 24 de septiembre  en Pittsburgh,  Estados Unidos,  y su propósito fue estudiar la situación económica,  después de la crisis económica reciente del capitalismo.

Se trato de concentrar los esfuerzos de estas potencias económicas en consolidar y fortalecer el leve proceso de recuperación que viene expresándose. Para alcanzar ese propósito hay que fortalecer la demanda privada y lograr un sistema financiero que estimule realmente el crédito; y  desde la perspectiva de Barak Obama es alcanzar la creación de un nuevo orden económico mundial a partir de fomentar un mayor consumo de los países exportadores, mientras que las economías endeudadas concentran su atención en mejorar su capacidad de ahorro.

En lo que tiene que ver con elevar la demanda privada, se trata de estimular la inversión de capitales para dinamizar la actividad productiva y con ella la economía real; pero al mismo tiempo crear un alto volumen de mercancías para el consumo directo de la población, de tal manera que ambos aspectos permitan absorber el potenciamiento de la economía real.

Alcanzar el anterior propósito pasa por recuperar mecanismos estatales y supraestatales de regulación y control al comportamiento del sistema financiero, culpable directo de la crisis; crisis que ha sido descargada en gran parte sobre los recursos del Estado y la población trabajadora, con la mengua de sus ingresos y altos índices de desempleo. Son  mecanismos, utilizados históricamente, que alivian la enfermedad especulativa del sector, sin que ellos la curen. En esta dirección, se propone la creación de dos organismos: el Consejo Europeo de Riesgos Sistémicos y el Sistema Europeo de Supervisores Financieros; a ello se agrega la creación de formas de protección a los clientes del sistema.

Por otra parte, hay quienes sugieren acuerdos sobre una reforma financiera estructural que ayude a cambiar las maneras de crear crecimiento, hasta, quienes desde los intereses latinoamericanos exigen mayor participación de las economías emergentes en el Fondo Monetario Internacional.

Esta amalgama de intereses y propuestas están enmarcadas en la búsqueda coyuntural de salidas a la crisis, pero igualmente sugieren el agotamiento de la falsa ideología del “libre funcionamiento de las fuerzas del mercado”; fuerzas que han actuado en el marco de un modelo de acumulación que desarticulo el funcionamiento normal de las relaciones entre la economía real y el movimiento del capital dinero, al otorgarle la primacía al segundo y permitir que la especulación se potenciara hasta llegar a la crisis.

No hay que hacerse ilusión en el mejoramiento del comportamiento del sector financiero con medidas de corto plazo, pues en el largo plazo vuelven a ser violadas por el mismo sector.

En lo que se refiere a la dinámica externa, es posible que los países exportadores sean limitados para que estimulen su consumo interno, mientras que los endeudados tengan que priorizar el ahorro para reducir su nivel de endeudamiento y estimular la producción nacional. Pero esto requiere volver sobre el referente fuerte de la crisis, el sector financiero, que debe también estimular el crédito barato para mejorar la capacidad de pago.

En conclusión, la cumbre del G-20 no logrará serios impactos para alcanzar un nuevo orden económico mundial, primero, si no fortalece su institucionalidad, y segundo, si no ataca la causa fundamental de los desmanes del capital contemporáneo,  concentrados  en el sector financiero del capital financiero y su capacidad de manipulación criminal de la especulación.

HECHOS Y CIFRAS
La caída del dólar no se detiene y las expectativas de los mercados mundiales son que la moneda estadounidense seguirá perdiendo terreno en las próximas semanas. Ayer, la divisa cayó en Colombia 36 pesos y su precio promedio se ubicó en 1.914. Para encontrar un nivel más bajo que ese hay que trasladarse al 29 de agosto del año pasado, cuando la tasa representativa del mercado se ubicaba en 1.907,97 pesos. Eso se dio 15 días antes de la quiebra del banco de inversión Lehman Brothers, considerado el peor momento de la crisis financiera internacional de los últimos 0 años. Dólar, cerca de $1.900 y puede pasar de largo en Económicas de El Tiempo, miércoles 23 de septiembre de 2009, página 1-10.

*****

La decisión de la ETB de conseguir un socio estratégico que le inyectara capital a la empresa, quedó congelada ayer por decisión del Juzgado 38 Administrativo de Bogotá. El ente falló a favor del sindicato de la compañía, que dos semanas atrás había interpuesto una acción popular para frenar el proceso porque iba en contravía de “los derechos colectivos a la moralidad administrativa, patrimonio público y seguridad pública”. El anuncio se reflejó de inmediato en una fuerte desvalorización de la acción de la compañía, que cayó 14,10%, ubicándose en $1.005. Frenazo a la ETB en Negocios de El Espectador, miércoles 23 de septiembre de 2009, página 7.

*****

El FMI alertó ayer que crisis bancarias como la actual normalmente tienen un impacto duradero en la economía, por lo que instó a que se adopten reformas estructurales que mitiguen sus efectos. Una recesión siempre es dolorosa, pero cuando viene acompañada de caos en el sistema financiero su huella es mucho más profunda, según el Fondo Monetario Internacional (FMI), que divulgó ayer parte de su informe semestral, ‘Perspectivas Económicas Mundiales`. FMI pide reformas estructurales para mitigar coletazo de poscrisis en Internacional de Portafolio, 23 de septiembre de 2009, página 14.

¿QUÉ ES QUE EN ECONOMÍA?
REPARTO ECONÓMICO Y TERRITORIAL DEL MUNDO: Con la exportación del capital están estrechamente relacionados rasgos económicos del imperialismo tales como el reparto económico del mundo por los monopolios internacionales y la culminación del reparto territorial del mundo entre las potencias capitalistas más grandes.

¿Qué son los monopolios internacionales? Son monopolios de gran envergadura que funcionan a escala de regiones enteras o de toda la economía capitalista. Participando en el reparto y la nueva repartición del mundo capitalista en esferas de influencia, exportando el capital, concertando acuerdos de cártel internacionales y utilizando otras formas de expansión exterior, el monopolio pasa a ser internacional.

En la naturaleza de cada monopolio nacional  está encerrada la posibilidad de su transformación en monopolio internacional. Las aspiraciones expansionistas de todo monopolio nacional no se limitan al mercado interno. En determinada etapa de su desarrollo, este monopolio rebasa el marco de su país y deja de ser puramente nacional.

Al comienzo, el monopolio establece su dominio dentro de las fronteras nacionales. Más tarde procura extender su influencia también a otros países. El nivel de concentración de la producción y del capital alcanza proporciones tan enormes que la esfera de actuación de un gran número de monopolios pasa a ser toda la economía capitalista mundial. Ello origina inevitablemente la lucha por el reparto económico del mundo.

Lenin señalaba que los capitalistas reparten el mundo “porque el grado de concentración a que ha llegado les obliga a seguir este camino para obtener beneficios; y se lo reparten ‘según el capital’, ‘según la fuerza’, otro procedimiento de reparto es imposible en el sistema de la producción mercantil y del capitalismo”.
Buzuev, A.: ¿QUÉ ES EL CAPITALISMO?: ABC de conocimientos socio-políticos, Editorial Progreso, Moscú 1987, páginas 126 a 131.